La mentira del vinilo

El futuro nos alcanzó, la música no escapa. Disco que ayer comprabas hoy lo bajas de internet. ¿Atractivo, no? Adiós al “Huy, joven, ese es sobre pedido”.

Empero hay quienes siguen buscando lo vintage. ¿Vinilos en tienda? ¿Según tus amigos los LP se oyen mejor? Quizás tus amigos sean invisibles, porque esas son puras mentiras.

Los vinilos fueron lo máximo cuando se grababa a través de cintas y se mezclaba análogamente. Al prensar el disco se conservaban incluso frecuencias inaudibles: el sonido era mejor. La superioridad sonora venía desde la cinta.

La digitalización alcanzó al estudio: ahora grabamos y mezclamos digitalmente, y solamente se imprime en un vinilo la misma información que en un CD, resultando en la misma sonoridad por 300% del precio. ¿Vale la pena? Quién sabe. Cierto es que, por oír lo mismo y en aras de brincarme las rolas de relleno, me sigo quedando con iTunes.

vinilo

 

 

Por: Otto Tavera Cabrera

Comentarios